26 junio 2006

Light Speed. Rápido, que hay prisa.

Hoy os voy a hablar de un juego de Cheapass Games esa compañía de juegos cuya filosofía es vender juegos con un mínimo de componentes y que sean muy baratos de producir y de vender así que rápidamente os presento la estrella del día un juego que tiene que jugarse a toda leche llamado...

Light Speed.

Puff, puff!....

Bueno, después del sprint del principio, nos relajamos un poco y vamos al artículo propiamente escrito.

En Light Speed somos uno de los cuatro bandos enfrentados en una batalla galáctica alrededor de un asteroide. Cada jugador dispone de diez naves con diferentes características para la batalla. Podría decirse que cada bando manda sus flotas a través del Hiperespacio, viajando más rápidas que la velocidad de la luz (light speed ¿Pilláis?), a un punto de encuentro común, donde una vez desplegadas empieza los disparos.

Todo parece indicar que nos encontramos ante un juego de estrategia y combate espacial como otro cualquiera, pero no. El asunto va por otros derroteros....

Componentes
Pues siendo un juego de Cheapass Games poca cosa vamos a encontrar, y el resto lo tendremos que buitrear de otro juegos o hacernos con diferentes cachivaches y cositas...

Tenemos:
>> Una bolsa de autocierre_ para llevar el juego
>> 40 cartitas de Naves_ para jugar con ellas
>> 2 cartitas de asteroide_para ponerlo sobre la mesa
>> las instrucciones_ en blanco y negro

Pero realmente tendríamos que tener además de esto:
>> 15 contadores de daño por cada jugador_ que podemos sacar de cualquier otro juego, o improvisarlos con monedas de diferentes tamaños o formas.
>> 12 contadores de asteroide_ o más si juegas con dos o asteroides enormes.
>> Una regla o un hilo para determinar las trayectorias_

Así pues esto es lo que hay (o no)

Mecánica
Lo primero de todo es situar el asteroide en el centro de la mesa, con 12 contadores sobre el. Estos contadores dan puntos positivos al final de la partida. Después a cada jugador se le da las naves de su color y se mezclan bien mezcladas. Una vez están bien mezcladas y a la voz de ¡YA!, todos los jugadores sitúan lo más rápido y mejor posible sus naves sobre la mesa y alrededor del asteroide. Cuando un jugador ha situado todas sus cartas grita ¡Stop! y todos los demás dejan de colocar cartas, si alguien, por lentorro sólo ha situado dos naves, se fastidia y así queda su flota, con más de la mitad de las naves perdidas quien sabe donde.

Una "gracia" de ejemplo...

Y ahora, todo el mundo se dispara.
Cada carta de nave tiene unas características diferentes: un valor de velocidad, diferentes tipos de disparos, escudos y puntos de daño.
Por orden de menor a mayor valor de velocidad, las naves se disparan, para esto utilizamos una regla, ya que cada carta tiene unos rayos que indican hacia donde dispara la nave, una vez la trayectoria del disparo toca a otra nave, que puede ser nuestra, hace daño dependiendo del tipo de rayo que tenga. Siempre que no este protegida por escudos.
Toda nave que tenga tantos puntos de daño como puntos de vida se destruye y la carta se la queda el jugador que la haya destruido. Si la nave es enemiga nos dará al final de la partida tantos puntos de victoria como puntos de ida, pero si es nuestra esos puntos serán negativos.

Puede darse el caso que en vez de a una nave impactemos sobre el asteroide, en este caso la nave que ha impactado retira un número de contadores igual al daño provocado por el rayo. Si logra sobrevivir esos puntos se suman al total del final de la partida.

¿Fin de la partida...?
Puesss... no os sabría decir, la verdad es que, por más raro que parezca las instrucciones no dejan nada claro cuando se termina una partida. Por la duración indicada debo suponer que consiste en una sola salva de disparos, cosa que deben dar por obvia... pero, que vamos, que no queda nada claro. Yo, con mis amigos, la primera partida la continuamos hasta que un jugador se quedó sin naves, repitiendo una y otra vez turno de despliegue y disparos...
No fue hasta que hice una exhaustiva labor de investigación que llegué a esta conclusión.
Pero bueno...
¡Cada cual que juegue cómo le guste!

Para terminar, no me puedo despedir de vosotros sin antes comentaros que....
"Hay una traducción muy buena" de las reglas en BGG, haciendo clic aquí

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada