05 marzo 2008

ROL

Debía ser por allá el año 1991 o por ahí, la verdad es que no me acuerdo (tengo muy mala memoria para situar fechas) cuando mis amigos me hablaron de que estaban jugando a una cosa llamada rol y que si quería apuntarme...

(hablando de rol en un blog sobre juegos de tablero?? sí, señores esperen)

la verdad es que ni pajolera idea de como dije que sí, pero lo que si recuerdo es la entrada a la habitación de mi amigo Carlos, donde conocí a Javi, que después de tantos años seguimos compartiendo batallitas espaciales, para compartir una partida con Xavi y Fran, mis otros amigos roleros, luego más tarde se nos apuntaría Esther.

La primera partida fue a Star Wars, la primera edición de West End Games, editada en español por la desaparecida Joc Internacional. Aún recuerdo esa textura gofrada de la portada.. flipante, me daban una ficha llena de numeritos, con terminos de ciencia ficcion, una lapiz, por lo visto debía apuntar algunas cosas y un buen montón de dados de 6 caras (de los de toda la vida). Así pues empezamos a hablar... el director de juego, explicaba que pasaba y nosotros le deciamos que haciamos...vamos, flipante, no pillaba nada... a la pregunta: tu personaje esta rodeado de soldados del imperio ¿que haces?. Yo me quedaba atónito (bueno, ahora también lo hago a veces), así que hacía lo que podía, o lo que en términos roleros viene a ser un. "Le meto!"

Lo que si recuerdo claramente es que, probecico de mi, no me enteraba de cuantos dados tenía en Reparar/Programar Androides, así que todos al unisono me gritaban: 3d6!!!... de ahí mi mania de llenar toooodooos los espacios de habilidades de las fichas de Star Wars con el total de dados a tirar, siempre lo he hecho y siempre lo haré, aúnque a día de hoy ya sé cuantos dados tengo que tirar y como leer 1D4 sin tener que pisarlo a pie desnudo.

Luego después de tanta Opera Espacial, vino la fantasia medieval con El Señor de los Anillos y Stormbringer....Ooooh!! que partidas de Stormbringer que nos metimos entre pecho y dado. Una novedad eso del porcentaje para las tiradas y como hacer 1D100 con 2D10.

Claro, pero no todo iba ser fácil, aquí mis "coleguitas" le pillaron gustillo al dichoso Rolemaster, y bueno... pasó, los ninjas auto-mutilados aún son recordados por todos. Aunque quedó para la gloria el terco enano de Guirm de Bultra, Guardián de la Cuarta Puerta de las Águilas que llegó a reinar en su montaña. Más que nada para que el mundo dejase de oirle ladrar su nombre y título en cada taberna del mundo conocido...

Otro que se jugaba ahora sí ahora no, La llamada de Cthulhu... quizá no les iba mucho al grupo en general, pero yo siempre me lo he pasado pipa. Y si el investigador se flipaba solo y acababa perdido dentro de su propio y pulsante tarro lleno de locura, pues mejor!!!

A todo esto vino la Segunda Edición de Star Wars, y vinieron largas campañas, como Far Orbit, donde actuabamos de infiltrados en la Rebelión... logramos salvar a la nave de ser consumida por un sol, provocamos la desaparación de los tubos de ventilación de toda base imperial, y yo al final después de tantos años de ser ingeniero huraño me hice un droide de combate.

Y vino Dungeons and Dragons, sí un poco bastante tarde, pero la tercera edición de este juego es la que nos enganchó...

Por no hablar que acabé haciendo todo un juego de rol yo mismo, el mio propio, con sus razas, sus profesiones, sus monstruos y sus partidas, lo que más me gustó a la hora de hacerlo que hicimos grandes partidas y creo que todos mis amigos disfrutaron mucho de el a pesar de mis idas de pelotas... pero que demonios!! que tardes que pasamos!! verdad titus?

Y todo esto no hubiese pasado sin el señor Ernest Gary Gygax, uno de los creadores de Dungeons and Dragons, el primer juego de rol y que tristemente ha fallecido hoy día 4 de marzo del 2008.

Gracias señor Gygax.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada