30 mayo 2012

Crunch, los banqueros deben de estar locos

Foto en BGG de Andy S

Los señores de TerrorBull Games atacan de nuevo, y por atacar me refiero a poner en evidencia con toda la sorna del mundo a las situaciones actuales de este mundo que nos afecta. Ya lo hicieron con el cachondísimo juego, y no por ello menos serio, War On Terror (que sí) y esta vez apuntan al sistema de los bancos, o mejor dicho a "Los Mercados" o el sistema, o esa refundanción de chichinabo del capitalismo. Con Crunch, el juego para sentirse todo un banquero sin escrúpulos, esta vez tenemos algo un poco más portatil ya que hablamos de juego de cartas para 4 jugadores, sin escrúpulos ninguno (en serio), en todos los aspectos del juego.

Pero vamos a ponernos en situación antes de explicar de que va todo esto, con este hermoso vídeo que explica que puñeflas fue la crisis del 29 y lo que han aprendido de ella.




Enlace pa'fuera: http://youtu.be/LmhLXZhk_O8

Como se puede comprobar no mucho, pero queda muy interesante el vídeo. Es del Times... Bien, quizá no sepamos como salir de la crisis... algunos, otros por lo visto lo tienen muy claro. Pero para eso esta Crunch. Con Crunch vais a conseguir entender como redemonios la han podido cagar tanto los bancos. Bueno, no... mejor como se han conseguido aprovechar algunos de los Bancos. El cualquier caso, os vais a reír pero con Crunch se aprende. ¿Y como? os estaréis preguntando, pues con esto:

Foto en BGG de Magnus White

Con cuatro cartas tipos diferentes de cartas que en total suman 127 cartas. Empezando por la derecha les presento a: Work Force, o los currantes del banco que trapichean con su dinero, se pueden despedir fácilmente. Trust, la Confianza que tiene el gobierno en su Banco, total y absoluta queda claro? Pues eso es el dinero público con el que rescatar los bancos, a que va teniendo más gracia el juego?.

Luego esta los Event, aquellas cositas inesperadas o no que los Bancos y los Mercados dicen que no pasan, pero pasan. Y por último los Asset, o los activos que tiene el Banco, es decir poca pasta real y mucha ficticia... en estas cartas esta mucho del meollo del asunto. Porque además desaparecen como por arte de magia... ya hablaré de eso.

Cuatro cosas sobre el juego y luego otros apuntes.

Bien, lo que hay que tener presente en Crunch es que para ganar no tienes que tener el mejor banco... repito NO tienes que ser el mejor Banco, de hecho el Banco importa muy poco, solamente es el medio para conseguir tu fin (incluso puede irse al carajo). Y tu fin como banquero es llevarte toda la pasta posible. El dinero esta en las cartas Asset, los activos, que tienen dos usos. Uno como carta de acción, unas cuantas que tienen un texto. Y lo más importante, Millones... muchos millones, con los que el banco especula y tu te los asignas. E qui li quá:

Foto en BGG de Peter Schott
En el recuadro amarillo los millones, en el texto las diferentes acciones. Como veis nada de que alarmarse. Pues estas cartas mayormente se colocan aquí, en el Work Force desde tu mano de cartas, Sí, los Assets son tu mano de cartas. Las Work Force de bajo riesgo, medio y alto riesgo, se dedican a especular con la deuda que les asignas (activos) e intentan sacar más pasta (es decir que tu robes más cartas de Assets y por lo tanto millones del mazo de Assets). Cada WorkForce tiene un límite de deuda, o número de cartas que pueden asignarse a cada una. Y además un sueldo que pagarles, claro.

Foto en BGG de Peter Schott
Así pues tenemos un montón de deuda (assets) asignada a un fondo de pongamos... riesgo alto (la carta roja de arriba) y solo tenemos que esperar a que los mercados nos favorezcan para sacar rendimiento de todo esto, es decir robar más cartas de Assets a la mano. Madre mía, tal parece que esta dando clases de economía chusca... la carta que buscamos para esto esta en el mazo de Events. Lo realmente gracioso de este mazo de Events es que tiene el mismo comportamiento que un crío malnacido y nos puede dar bien por cu... o bien llenarnos de millones. Pssst... buscamos la carta llamada Interest Payment (tercera de abajo empezando por la izquierda)


Esta nos da pasta (cartas), por 5 millones de deuda asignada en Alto Riesgo, nos da 5 Cartas de Assets, y alguna cosilla más. De estas hay para todo tipo de deuda Baja, Media y Alta, repartidas de una manera muy puñetera por todo el mazo de eventos. Y luego claro esta hay todo tipo de efectos. Entre ellos la carta Crunch... si sale esta deberemos demostrar que tenemos millones en la mano suficientes como para cubrir la deuda que tenemos. Si no, pues nada... o podemos pedir dinero público (trust) al gobierno, o si con eso no llega, nuestro banco será o bien nacionalizado o otra cosa muy fea, subastado, en resumidas dejaremos de jugar... PERO! no de participar en la puntuación final.

Si hemos sido un *ejem!!* buen banquero, antes nos habremos asignado unas cuentas primas, comisiones, sueldazos, retiros millonarios o simplemente habremos robado unos cuantos millones al banco. Sí, robado, literalmente. En Crunch esta permitido escondernos unos cuentos millones sin que nadie los vea. Si tenemos la suerte que nadie nos pilla, o no hemos sido "víctimas" de una auditoria, esos millones nos contarán sin ningún problema como fortuna personal al final del juego. De hecho nos darán 1 millón por haber llevado nuestro banco a la bancarrota, 3 millones si sobrevive, claro. El juego termina cuando solo queda uno funcionando.

A que es fácil? A que se entiende muy bien como ha funcionado todo? pues algunos les iría muy bien jugar a este juego...


Desde luego uno de los aspectos más polémicos, aparte de su aparente caos (que no es tanto), es el tema de que las cartas pueden sisarse del juego. Supongo que muchos dirán: Pues nada más fácil, empiezo a pillarlas todas y gano y soltarán un JAJAJA! bien sonoro reafirmando su gran sabiduría.

Pero no, si empiezas a robar mucho, seguro que serás objeto de la iras de los otros jugadores, que no dudarán en poner remedio a este desfalco de cartas. Hay cartas destinadas a este efecto. Pero lo que es más importante es lo siguiente. El juego de por si esta destinado al desastre, cada vez es más chungo. No en vano termina cuando todos los bancos han entrado en bancarrota (que adecuado) y solo uno sigue en juego. Así que si sumamos el agravante de robar millones para la fortuna personal, esto quiere decir que el juego acabará antes y peor, ergo no sisaras tanto, ergo los jugadores irán a por tí, y si te quedas fuera de juego, se acabó el sisar cartas, mientras que los otros lo seguirán haciendo.

Así que todo depende de un malsano equilibrio. Hay una carta llamada: el oro nazi, te da 7 millones, nunca la juegues como deuda. Esa es víctima de robo. Una sola carta como esta apenas levanta sospechas, te asegura una bomba de puntos al final, y es digna de desaparecer del juego activo. o no?

Además no hay que olvidar otra cosa, aunque el juego acabe devorando a los jugadores. Nunca esta de más darles un pequeño empujón. Así que también se tiene que ser un poquillo agresivo y no dudar de atacar los otros banqueros para que caigan. Esto es con cartas, así que tenemos cartas, para millones, para activos, para deuda, para sisar y para atacar... divertido verdad?

Aparte de todo esto, y de el aspecto chorra que presenta, el juego esta muy bien pensado. Realmente nos da una lección sobre como funciona el tema de los bancos en este aspecto. Y si se quiere se puede jugar sin la regla de sisar las cartas. Aunque pierde claro parte de la gracia. Pero aún así se mantiene sin problemas. Scott Nicholson hizo hace un tiempo un vídeo muy interesante, y con el cual estoy muy de acuerdo en lo que explica. Aquí os lo dejo:




Enlace para afuera: http://youtu.be/6JPD6ofJLFc

En el apartado gráfico, supongo que a muchos les habrá sonado el estilo de dibujo. Por supuesto ahí esta Tom Morgan-Jones, el mismo de War on Terror, podéis saber más sobre él en www.inkymess.com. La verdad es que ese estilo tan... como decirlo, Ugly British, como hervido todo, le va que ni pintado al juego. Es deforme, feo, y grotesco. Además de sus trabajos para TerrorBull Games también hace sátira política e incluso libros infantiles (esto último me ha dejado flipado).

La entrada a la web de Tom Morgan-Jones


Así es Crunch, un juego de crisis y banqueros corruptos destinado al desastre. Hay que saber que tipo de juego se esta jugando. Además tampoco dura tanto, apenas 30 minutos. Casi diría que los chicos de Terror Bull Games estan creando un nuevo genero de juegos, los juegos de protesta política. Y además con coña.

Crunch, desde luego no es un juego para jugadores sesudos que les guste el control y la buena gestión. Nada, nada, huid. Hace falta tener un buen humor negro y ser un poquito hijode... para saborearlo.  Porque como he dicho, el juego refleja una situación actual y la refleja muy bien. Todo se va a desastre, mientras que los banqueros tratan de llevarse la mejor tajada del pastel.


Madre mía, como he rajado... ah! y usad trajes para jugar, van mucho mejor que las camisetas

2 comentarios:

  1. Buena reseña.
    Yo lo pedí cuando lo sacó ¿Edge? y tras mi primera partida lo vendí. Lo primero que me gustó poco es lo mal que se entendía el reglamento, pero es que al jugarlo me pareció una tontuna, un juego para adolescentes que estando de fiesta se quieren echar unas risas, pero sin más.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No creo que unos adolescentes estando de fiestas puedan jugarlo. Como digo, no es apto para todos, y tiene más mala leche de lo que parece.

      Peeero, para gustos colores. Que le haremos :)

      Eliminar